Regresar arriba

Los negocios oscuros de Pemex en la gestión de Emilio Lozoya

En 2014, Pemex gastó 71 millones de dólares, cuando el precio real era de 38, en la compra de 2 aviones usados. ¿Qué pasó con ese dinero?

Actual
Netlog

Una nueva e indignante historia rodea nuevamente a Emilio Lozoya Austín, quien durante su administración en Petróleos Mexicanos compró, en un operación poco clara, dos aviones por los que pagó el doble de su costo.

En una investigación realizada por el equipo de Eje Central se expone el caso de la compra-venta que esta empresa hizo y de la cual la información se ha mantenido bajo reserva.

En 2014, la paraestatal pagó en total 71.3 millones de dólares por dos aeronaves para transporte personal.

Pemex compró dos aviones, el primero tipo Cessna Citation Sovereing 680, modelo 2009 —por el cual pagó 15.5 millones de dólares— y el Gulfstrean Aerospace G-550, modelo 2010 —por un precio de 55.8 millones de dólares—.

ejecentral.com.mx

Sin embargo, los precios de las aeronaves, en el mercado internacional, oscilaban en la mitad de la cantidad que Pemex pagó.

La transacción fue realizada entre la empresa mexicana, la empresa aeronáutica Matrix Aviation Inc. y la compañía SYM Technologies Ltd, que fungió como intermediara de esta operación.

¿Y el dinero?

Las inconsistencias de esta transacción salió a la luz durante una demanda que entabló Matrix Aviation Inc. contra Pemex y SYM Technologies Ltd por formar parte de una conspiración civil e incumplir con el pago.

Los aviones que Pemex adquirió son considerados como naves ejecutivas de lujo y de poco uso debido a sus características.

(Por ejemplo, en la cuenta de Cessna en Twitter se encuentran los modelos de este año del Citation Longitude, lo que permite dar una idea gráfica del tipo de aeronaves que se diseñan y se definen en los más altos estándares de la aeronáutica. En el caso de Pemex, la empresa adquirió en 2014 un modelo 2009, el Cessna Citation Sovering).

El Cessna Citation Sovereing estaba equipado con asientos de cuero y alfombra de piso. Los acabados y moldaduras tenían un acabado en madera de nogal francés de alto brillo, además de contar con herrería en satinado en tono champagne.

Los implicados en la adquisión de estas aeronaves fueron Eduardo León Trauwitz, en ese entonces subdirector de Salvaguarda Estratégica de Petróleos Mexicanos, Gustavo Torres y Gustavo Escobar, presidente y vicepresidente ejecutivo de Pemex Procurement International, durante la gestión de Emilio Lozoya en la dirección general de Petróleos Mexicanos.

Después de la demanda interpuesta, las empresas que triangularon esta operación llegaron a un arreglo, el cual aún no ha sido registrado en actas jurídicas. Sin embargo, las cifras de los sobreprecios y las inconsistencias salieron a la luz pública sin que hayan sido aclaradas por las autoridades.

#LGS


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe todas las noticias relevantes en tu e-mail