Regresar arriba

Un bar en Juchitán se vuelve salón de clases tras el sismo

La dueña del establecimiento decidió dar este servicio a la comunidad para ayudar a los niños.

Actual
letraroja.com

El bar ‘Coco Bongo’, en Juchitán, tiene dos caras: por la mañana un grupo de niños toma clases, y por la noche se convierte en un lugar de reunión para la comunidad.

Tras el sismo del 7 de septiembre, varias casas y negocios resultaron seriamente afectados, por lo que el regreso a las actividades todavía no se encuentra restablecido en un 100 por ciento.

Por esta razón, Delmi Roselo Trejo, dueña del ‘Coco Bongo’ abrió sus instalaciones para que 35 niños tomen clases, con el fin de distraer su mente y olvidar un poco la tragedia que a muchos los dejó sin hogar.

letraroja.com

De acuerdo con los reportes de medios locales de Juchitán, los grados que se imparten en este local van de primero a sexto grado, y los maestros que dan clases son o ya retirados o algunas personas que se ofrecen para ayudar en esta iniciativa.

Así los niños toman clases en las mesas improvisadas e incluso en una mesa de billar, además los vecinos de la zona les regalan comida.

#SGS


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe todas las noticias relevantes en tu e-mail