Regresar arriba


Courtney Love, Yoko Ono y el recuento de las viudas más odiadas

Porque cuando existe fanatismo, ídolos muertos y mujeres “malvadas”, la historia no perdona. ¿Maljuzgadas por la historia? ¿Simple misoginia?

Gossip

La historia y los fanáticos las han encasillado en un anaquel que dice “viudas odiadas”; ser el amor de genios de la música y la literatura no las elevó a un lugar divino y sagrado, por el contrario, les creó una mala fama que éxitos propios o talentos personales no les quitarán esa etiqueta.

Courtney Love, Yoko Ono, Priscilla Presley María Kodama y Carolina López son algunas de ellas. ¿Sabes por qué la historia las ha colocado en el odio colectivo? Aquí lo recordamos.

Courtney Love, “¡mataste a Kurt!”

Mejor conocida como “la viuda del grunge”, a esta cantante rubia que encantó al vocalista de Nirvana, Kurt Cobain, se le ha acusado de matar a ese ídolo musical que se convirtió en el mártir musical en los 90. Si bien Courtney Love no se salvó de estar envuelta en líos de drogas y pleitos violentos, la muerte del músico fue declarada suicidio.

Claro, declaraciones como la que hizo la misma Love de que se inyectó cocaína incluso estando embarazada de Frances (la única hija que tuvo con Kurt), llevaron a la sociedad a odiarla por siempre.

Yoko Ono, “¡tú separaste a The Beatles!”

En 1966, John Lennon estaba casado con Cynthia Powell, pero tras conocer a Yoko Ono, quedó prendado y se divorció para casarse con la artista de ascendencia japonesa el 20 de marzo de 1969.

Yoko y John eran inseparables, algo que no agradaba al resto del cuarteto. Lennon cambió con esta nueva relación, descubrió nuevas facetas del arte y decidió disolver a The Beatles e ir en solitario.

Se dice que las balas de David Chapman que mataron a Lennon iban para Ono y que la confusión se dio por el pelo largo tan similar que usaban los dos; sin embargo son puras suposiciones. La verdad es que The Beatles, después de Yoko, no se volvió a reunir.

John Lennon y Yoko Ono en 1972. Foto: AP

María Kodama, “una bruja”

Porteña, hija de padre japonés y madre argentina, es conocida por ser la viuda del escritor Jorge Luis Borges; al momento de su matrimonio él era casi 40 años mayor que ella.

Se conocieron en unas sesiones de estudios literarios; ella, licenciada en Literatura y periodista, tras trabajar algunos años con él, se casaron el 26 de abril de 1986 y a menos de tres meses, Borges murió.

Al ser Kodama la heredera universal, se convirtió en una verdadera policía de la obra del escritor argentino y de ahí que la califiquen como “una bruja”. Amigos cercanos de Borges la acusaban de celarlo, tratarlo mal, de no cumplir los deseos del difunto y además de hacer mal uso de su obra.

Foto: AP

Carolina López, “la viuda de Bolaño”

A la viuda oficial de Roberto Bolaño (porque ya estaban separados cuando él murió en julio del 2003) se le odia por aprovecharse de la obra del escritor chileno, pero ella ha declarado que no se asume como “la viuda de Bolaño” sino como una “mujer trabajadora” que sigue su profesión y que además se ocupa de la obra de su exesposo.

La misma López ha defendido a Kodama por los rumores que las circundan y que lo único que ellas han hecho es “proteger la obra” de sus exparejas.

Priscilla Presley, “la viuda alegre”

¿Quién no envidiaría a la que logró conquistar al rey del rock & roll? Eso le sucedió a Priscilla Presley, que en los años 60 al casarse con Elvis Presley. No obstante, eso no es todo, a ella también la odiaron por dañar la imagen del ídolo, pues cuando empezaron su relación ella tenía tan solo 14 años y él fue muy criticado por eso.

Tras seis años de matrimonio, en 1973 ella y su hija, de cinco años, dejaron Graceland y el divorcio le costó al artista 725 mil dólares en efectivo, el 5% de los ingresos de sus empresas editoras y la mitad del valor de su mansión en Beverly Hills. Claro, lo que pocos dicen es todo lo que Priscilla tuvo que soportar en la vida de excesos de Elvis.

1 de mayo de 1967, Elvis Presley y Priscilla en su boda. Foto: AP.

¿Maljuzgadas por la historia? ¿Simple misoginia? Tú decides.

 

 


Suscríbete a nuestro Newsletter

Recibe todas las noticias relevantes en tu e-mail

Soy esa persona que se queja de todo lo malo que hay en el mundo; me hice periodista para que entonces me pagaran por escribir mis quejas y estas llegaran a más gente. Aun así, me encanta vivir y también escribo de eso. Ahora orgullosa editora de Saga, disculpa las molestias.